Angle

Peligros de las Puertas de Cochera

Encuentra un Abogado

Las puertas de cocheras fueron diseñadas por la conveniencia y como protección, permitiendo aparcar en un lugar accesible y seguro. Sin embargo, por su tamaño y peso, las puertas de cochera presentan un riesgo significativo para la seguridad.

Considere lo siguiente: en una casa común en los Estados Unidos, la puerta de cochera es una de las partes móviles más pesadas, pesando entre 300 y 600 libras. Este panel metal se sube varias veces al día sobre dos vías metales a una altura de aproximadamente 10 pies para entrar y se baja sobres las mismas vías para cerrar la entrada. Todo este movimientos se alimenta por un aparato fijado en el techo del garaje, operado por un control remoto. Si cualquiera de los componentes falla o mal funciona, cientos de libras de metal se calle sobre cualquier cosa o persona que esté debajo en ese momento.

¿Qué se puede hacer para proteger a su familia de una lesión por un accidente de la puerta de cochera? Para empezar, todos deben desarrollar hábitos de seguridad. Nunca se debe pasear o estar de pie debajo de una puerta de cochera en movimiento. No se debe jugar con el abridor de la puerta de cochera. No se debe juguetear, deformar o destruir cualquier parte del mecanismo de la puerta de cochera.

Por ley federal, los abridores de las puertas de cochera producidos después de 1993 tienen que tener un detector de seguridad que automáticamente se pone en reverso el movimiento de la puerta si se pone en contacto con algún objeto al bajarse. Aunque el detector es útil, no se puede depender sólo de eso. Además hay que probar que funcione correctamente.

Si usted o un allegado suyo ha sido lesionado por una puerta de cochera defectuosa, puede que tenga derecho a presentar una reclamación a la gente o compañía responsable. Para más información, póngase en contacto hoy con un abogado de lesiones personales de Habush Habush & Rottier al llamar al 800-2-HABUSH (800-242-2874).