Angle

Lesiones por Quemaduras

Encuentra un Abogado

Más de un millón de personas sufren quemaduras cada año en los Estados Unidos. Muchas de estas son severas y requieren hospitalización. Las lesiones por quemaduras pueden ocurrir de muchas maneras y son a menudo muy peligrosas. Además del daño potencial a personas, los incendios también destruyen mucha propiedad y materiales.

Los incendios pueden empezar de maneras innumerables, como chispas de enchufes eléctricos, electrodomésticos que provocan un cortocircuito, dejar velas encendidas demasiado tiempo, olvidarse de apagar el horno. La mayoría de incendios domésticos causan muchos daños porque, a diferencia de edificios, no están equipadas con sistemas de aspersores que ayudan a apagar un incendio.

Las lesiones por quemaduras pueden ocurrir en el lugar de trabajo por muchas razones desde trabajar con materiales calientes hasta estar dentro de un edificio que se incendia.

Un incendio no es la única manera de que personas pueden sufrir quemaduras. Muchas sustancias químicas, especialmente ácidos, pueden quemar la piel severamente. Algunas sustancias químicas que la gente tiene en sus casas pueden quemar los ojos o la nariz si hay contacto directo. Algunos de estos materiales son tan peligrosos que incluso inhalar los vapores puede quemar la garganta y los pulmones.

Si usted o un allegado suyo ha sido víctima de una lesión por quemadura, puede tener derecho a una indemnización. Para más información, póngase en contacto con los abogados de Habush Habush & Rottier al 800-2-HABUSH (800-242-2874).